Lirquén, entre el cerro y el mar